domingo, 19 de octubre de 2008

utopía

hola a todos son las 2: 22 min del 20 de octubre de 2008, como de costumbre me cuesta conciliar el sueño, por que muy a mi pesar sigo pensando en hacer cosas que un simple mortal como yo no puede hacer...

a mis 21 años de edad, a veces sigo pensando que una utopia es posible, cambiar el mundo que me rodea, evitar la mentira, la falsedad, la corrupcion... es algo que realmente me asquea me revienta
y me hace pensar en no existir. ciertamente ese pensamiento es propio de un niño, y si deberia dejar de preocuparme de lo que ocurre a mi alrededor y mirar mas por mis intereses, por sacar provecho de todo cuanto pueda pero... desgraciadamente dejaria de ser yo, perderia mi esencia y seria como la gran mayoria.

desde muy pequeño he visto injusticias gente desamparada, con problemas y la verdad jamás he podido permanecer impasible ante algo asi... cuando era pequeño no tenia la vision que tengo ahora de estas cosas, mi mentalidad ha ido fortaleciendose y viendo casos muy similares durante mucho tiempo, lo que significa que para ciertas cosas ando preparado.

lo verdaderamente triste de todo esto es que intento, que las nuevas generaciones, vean que no estan solas en el mundo que la vida no se basa solo en uno mismo, y que si todos ponemos nuestro granito de arena, y no dejamos que el egoismo reine en nosotros, las cosas pueden ir mucho mejor pero como he dicho anteriormente soy un simple mortal que intenta cambiar el mundo, un don nadie al que nadie escuchara...

lo que intento resulta frustrante, pero no puedo abandonarlo asi, me siento bien conmigo mismo, si consigo hacer que alguien de los que me lean entiendan y vean el propisito que tengo y que entre todos podemos hacer de este un mundo mejor, me dare por satisfecho


este mundo... aun no esta perdido

3 comentarios:

suulka dijo...

:)

Anónimo dijo...

acabo leer el tu comment. Cagon ros vas subirme los colores XDXD. que pelota yes XD

En fin... (amabilidades caracteristicas de kir, a parte). Voy seguir pasando epidemio a limpio q toy en la facul y en 10 mins tengo q ir a comer y luego pa clase :(

ya leere la entrada esta cuando llegue a casa con mas calma XDXD


mmmm spaghetti...

Firma KIR

(que en los mac tengo problemas pa registrarme)

Yolanda Morgan dijo...

Comparto esta moraleja contigo,espero que te guste ;-)
EL VIOLINISTA
Había una vez un violinista llamado Paganini.
Algunos decían que era muy raro. Otros que era sobrenatural. Que era mágico. Las notas mágicas que salían de su violín tenían un sonido diferente, por eso nadie quería perder la oportunidad de ver su espectáculo.

Una noche, el público estaba preparado para recibirlo.
La orquesta entró y fue aplaudida. El director fue ovacionado. pero cuando Paganini apareció, el público deliró (aplaudía, gritaba, …).
Paganini coloca su violín en el hombro y lo que sigue es indescriptible, sorprendente, …
Blancas, negras, corcheas,…las notas parecen tener alas y volar con el toque de aquellos dedos encantados.

¡DE REPENTE, un sonido extraño interrumpe el ensueño…
¡Una de las cuerdas del violín de Paganini se rompe!
El director de la orquesta paró. La orquesta paró de tocar. El público paró.
¡Pero Paganini no paró. Mirando su partitura, él continuó sacando sonidos deliciosas de su violín sin problemas. El director y la orquesta, admirados, vuelven a tocar.

El público se calmó, cuando DE REPENTE, otro sonido extraño…
¡Otra cuerda del violín de Paganini se rompe!
El director paró de nuevo. La orquesta paró también.
¡Paganini no paró. Como si nada hubiera ocurrido, olvidó las dificultades y siguió arrancando sonidos imposibles de su violín.
El director y la orquesta, impresionados, vuelven a tocar.

Pero el público no podía imaginar lo que iba a ocurrir a continuación.
Todas las personas, asombradas, gritaron un OHHHH! Que retumbó por toda la sala.
Una tercera cuerda del violín de Paganini se rompió. El director para. La orquesta para.
La respiración de público para.
¡Pero Paganini NO para!!!.
Como si fuera un contorsionista musical, arranca todos los sonidos posibles de la única cuerda que sobra de aquel violín destruido. Ninguna nota fue olvidada.
El director,asombrado,se anima. La orquesta también. El público pasa del silencio a la euforia (grita, aplaude, se pone de pie, llora,…Pagani alcanza la Gloria, triunfa, …

“Victoria” es el arte de continuar “donde todos resuelven parar”